Masaje Tántrico para mujeres: Placer y Libertad

Tabla de Contenido

¿Cuándo convertimos el placer en tabú?

Si nadie habla, nadie aprende, nadie siente. No tiene sentido, ¿cierto? Pero hoy vamos a hablar de cómo romper este ciclo mediante el masaje tántrico, para así sacar nuestra energía sexual de la lista de “cosas de las que no hablamos”. O mejor aún, «cosas que no ejercitamos».

Las mujeres pasamos por muchos momentos de represión, constantemente escuchamos comentarios en relación a: nuestra forma de comportarnos “cierra las piernas”, nuestra forma de vestir “qué vulgar” e incluso nuestra frecuencia o número de parejas “ella es muy fácil”. Todo esto permanece en nosotras y puede tornar muy difícil encontrar satisfacción no solo en el sexo, sino también en nuestro propio cuerpo y en nuestra vida.

Además, se nos ofrecen pocas oportunidades para descubrir más sobre él a lo largo de nuestra vida. Pero eso está cambiando (o más bien, lo estamos cambiando). ¡Qué bueno! Y el masaje tántrico se está volviendo cada vez más popular entre las mujeres que buscan descubrir todas las potencialidades terapéuticas del placer en el sentido más amplio posible. Y es hora de empezar a explorar esta energía increíble a la que tenemos acceso. Junto con el placer y la entrega, también descubrimos un lugar increíble de confianza en nosotras mismas, ya que entendemos todo el bien que nuestro cuerpo puede darnos.

Muchas de nosotras nunca hemos tenido un orgasmo

Esto puede estar relacionado con varias razones colectivas y personales que nos llevan a reprimir esta energía. Y luego terminamos culpándonos por no sentir placer y, a su vez, la culpa disminuye y aumenta aún más nuestra dificultad para alcanzarlo. ¿Qué? Esto no es justo y solo alimenta la historia de bloqueo y «no placer» femenino.

A menudo, además de la culpa, cargamos con la presión por el desempeño sexual, lo que puede hacer que el orgasmo sea muy breve y convertirlo en algo así como una especie de “alivio”. Esta terapia sugiere que dejemos de pensar en el orgasmo como un propósito, que dejemos de responsabilizar a la otra persona de nuestro placer. Cuanto más conozcamos nuestro cuerpo, más permitiremos que el otro conozca y participe. El pensamiento es: el otro solo puede acceder a lo que nosotros ya hemos accedido.

Podemos empezar a ver nuestros cuerpos con alegría y placer, permitiendo que esa energía fluya libremente. Esta energía, como todas las demás, está dentro de nosotros y necesita circular, por lo que estaremos ayudando no solo a una, sino a todas las demás energías a fluir mejor.

Así como existen terapias para la mente, existen terapias para el cuerpo. Verás, no estamos hablando aquí solo de orgasmo, sino de energía. El masaje tántrico es parte del Tantra, una filosofía que surgió en la India hace más de 5,000 años y que tiene influencia de varias religiones, culturas y corrientes filosóficas. El objetivo principal es fomentar el auto conocimiento. Esta filosofía propone un pensamiento sobre la bioenergética del cuerpo. En definitiva, se basa en la idea de que el cuerpo es un medio de conocimiento, y nuestra conciencia también reside en él y no solo en nuestra mente.

El Masaje / La Terapia

Comencemos por romper algunos mitos. El masaje tántrico no es sexo, no es masturbación, no es prostitución, no es promiscuidad y no tiene el orgasmo como fin.

¿Entonces qué es? es aceptación total, naturalización, libertad de culpa, no tener prisa, aprender a recibir, conciencia y circulación de energía.

El masaje tántrico es la sensibilización del cuerpo a través del masaje, el tacto, pero también implica mucha respiración y meditación. Busca desreprimir una de las energías más poderosas que tenemos: la energía sexual, llamada energía fundamental. Es de esta energía que venimos, fue por ella que fuimos generados, late de vida, y por eso merece tanto nuestra atención y respeto.

Descubrir el Placer que está dentro de Nosotras

El masaje tántrico viene a ayudarnos a descubrir el potencial de placer que hay dentro de nosotras. Viene a dejar de lado la idea de que el placer se restringe a los órganos sexuales, mostrando que toda nuestra piel puede ser una fuente de placer. Y, más que eso, nos hace sentir que el placer no es el final, sino el comienzo de un viaje de auto conocimiento y libertad, que nos anima a sentir todo este conocimiento y acceder a nuevas sensaciones. ¿Te imaginas pasar toda una vida sin sentir los increíbles poderes de los que somos capaces?

Cuidando esta energía y utilizando el poder «despolarizador» del Tantra, podemos distribuir mejor todas las energías, como si «conectásemos» mejor los puntos de nuestro cuerpo, haciéndolo y sintiéndolo íntegro y completo. Cuando desbloqueamos esta energía, no solo mejora el placer sexual, sino que toda nuestra vida comienza a fluir mejor dentro de nosotros; incluso la ansiedad puede disminuir, a medida que liberamos lo que nos estaba reteniendo.

Esta consciencia del masaje tántrico requiere una entrega total, con mucha confianza con la terapeuta, ya que es muy íntimo, es un masaje que accederá a cada centímetro del cuerpo.

En post anteriores describimos los pasos reales del masaje y todas sus posibilidades, sin embargo creemos que necesitas sentir, percibir y comprender ese proceso por ti misma. Esta es una nueva fuente de aprendizaje que puede transformar la vida y la relación con nuestro cuerpo para siempre, algo que podemos garantizar, el principal beneficio del masaje tántrico es la re-conexión con nuestro placer. ¿Y hay alguien que se merezca más placer que nosotras?

En caso de dudas, te sugerimos que pienses: ¿por qué no probar una oportunidad para descubrir las potencias de nuestro cuerpo?

Artículos Relacionados

Copyright © 2021 Todos los derechos reservados a Masajes Eróticos Madrid || Diseñado y Desarrollado por Nessi Studio